Confidencialidad por escrito

Hace unos meses realicé un trabajo ETL (Extracción, Transformación y Carga) para un amiga que resultó ser divertido y que apenas tuvo coste para mí.

Se trataba de importar su lista de contactos de trabajo que mantenía en una hoja de cálculo a un CRM llamado Zoho. Era poco más que leer datos, limpiarlos y organizarlos de manera que las herramientas de importación del CRM se lo tragasen sin más.

Después resulta que un compañero nuevo de esta amiga tuvo la feliz idea de pedirle que me pidiese si podía hacer lo mismo con los suyos. Me proporcionó una muestra de los datos y estaban tan bien organizados (aún en hoja de cálculo) que pensé que sería más sencillo aún de realizar. Sospecho que dicha organización procede de la exportación de otro programa porque un humano no es capaz de mantener su información normalizada si no le amenazan con graves daños físicos.

El caso es que desde entonces estoy envuelto en un intercambio de correos electrónicos con modelos de contratos de confidencialidad que está empezando a exasperarme. La idea del contrato era casi retórica; primero porque mi ética me impide aprovecharme de esa situación. Segundo porque la primera respuesta que tuve por su parte incluía sus credenciales de administración del sitio. Ya tenía, si quería, todo lo necesario para hacerle mucho daño.

El caso es que conseguí uno bastante sencillo que le envié y que sólo tenía que rellenar con los datos fiscales, domicilios y demás. El último mensaje suyo era para pedirme que lo redujese y eliminase algunas clausulas. Así, sin más.

He tenido que contestarle que no puedo hacerlo. Ni quiero tampoco, ojo. No conozco la jerga legal, un contrato se parece demasiado a un programa como para empezar a hurgar sin tener seguridad sobre sus términos. Podría perfectamente invalidarlo llegado el caso.

El precio que le he hecho es de absoluto amigo (casi de cuñado) y quiero emplear mi tiempo en crear código y probarlo, no en asegurarme de no hacer algo que de todas maneras no iba a hacer. No sé si me explico.

Pues ahora a esperar su respuesta. Tengo la esperanza de no estar hablando con una pared pero todo se puede dar.

Puede compartir este contenido vía